miércoles, 26 de marzo de 2008

El tiempo

Hace unos meses un amigo me habló del tiempo, mejor dicho, del no tener tiempo y, pensándolo bien, siento que no tiene razón en algunas de las cosas que me dijo porque...

"Date prisa en contarlo, no tengo mucho tiempo".
"De acuerdo, lo leeré cuando tenga tiempo".
"No te enrolles al escribir, ya sabes, leo las cosas por encima, no puedo malgastar el tiempo".
"Perdona, te llamaré luego, ahora no tengo tiempo para charlar, pierdo el autobús".
"¿Quieres dejar de pensar en las musarañas. Estás perdiendo el tiempo"
"Baja de las nubes, el tiempo es oro y no puede perderse".
"Si sigues perdiendo el tiempo, no vamos a llegar al cine".
"Vale, de acuerdo, tú puedes perder el tiempo, yo no".

Etc., etc., etc.

Y yo, que últimamente siento que el tiempo me pertenece en lugar de yo pertenecerle a él, pienso que:

He aprendido que no hay que malgastarlo pero tampoco ser su esclava.
Que descubrí que por mucho que corramos el día sólo tiene veinticuatro horas.
Que no es perder el tiempo leer lo que un amigo nos cuenta cuando se siente preocupado o necesita ayuda.
Que sentí que el quedarse embobada mirando una puesta de sol es más importante que todo el tiempo del mundo.
Que las estrellas no se preocupan del tiempo cuando nos regalan su brillo.
Que el amor y la amistad no tienen tiempo.

Por lo que he decidido por unanimidad conmigo misma decretar para mi uso personal que:

El Tiempo tiene, simplemente, la importancia que yo quiera darle.

Lo que firmo para mi, reitero, uso personal, salvo para el de aquellos que quieran compartir conmigo mis ideas, en El Mundo a...
¿Importa la fecha?, NO, porque el tiempo es el que tú o yo decidamos que sea y la fecha la que tú o yo queramos que sea, siempre y cuando, estés de acuerdo conmigo, si no, será mi tiempo y mi fecha.

Primera publicación 24 de Julio de 2007.

4 comentarios:

Rayco dijo...

A mí me encanta perder el tiempo... es la mejor forma de hacerlo cabrear jajaja

Julia dijo...

¿Lo pierdes o lo ganas para ti?...

Rayco dijo...

Lo pierdo, totalmente. Lo pierdo jajajja

Julia dijo...

¿A que no?. Si cuando crees que lo pierdes te sientes a gusto contigo mismo...
No lo pierdes, lo disfrutas.