martes, 24 de junio de 2008

Hechizo

En el año 2003, cuando el calor era tan agobiante como lo es hoy, cuando por las noches era imposible dormir, escribí este poema, tal vez una prosa poética, es posible, sí, seguramente sí..
Hoy, a 24 de Junio de 2008, poco ha cambiado, el calor sigue siendo agobiante, no se puede dormir, pero ella, la Luna, mi Luna, sigue siendo la misma y yo, sigo siendo Yo, sin cambiar, es más, sin querer cambiar, sigo siendo esa loca enamorada de la Luna... Una Lunática.


Hechizo.

Dios mío que calor hace, no se puede respirar,
sales al balcón y sientes la frescura de la noche,
y, como si alguien te llamara miras al cielo y la ves,
allí está redonda, brillante en medio de nubes blancas,
majestuosa, fascinante, parece que te sonríe,
te invita a conversar, quiere ser tu confidente,
es como un imán que te atrae, al que no puedes dejar
de mirar, y que de forma mágica te produce paz.

Observas como las nubes que la rodean se interponen
entre las dos, notas que su figura cambia, y piensas,
cierto, pero cambia para mejor. Ocultándose entre ellas
toma un halo de misterio, ella, que del misterio es dueña
lo demuestra mejor en ese momento apareciendo aún
más bella, dejándote embelesada mientras juega.

De pronto se oscurece la noche al pararse una nube negra
delante de esa luna a la que envidias sincera,
no puedes dejar de mirar pues sabes que allí está ella,
y sigues mirando al cielo esperando que aparezca.

Cuando lo hace de nuevo permaneces quieta, expectante,
no quieres romper el hechizo que produce ese instante,
cierras los ojos, sonríes y quisieras desnudarte,
para que te bañe la luna con esa luz tan brillante,
soñando que daría a tu cuerpo una invisible coraza,
protegiéndole del dolor, cubriéndole de esperanza,
pero miras a tu alrededor, porque te rodean casas
dejas vestido tu cuerpo, pero, para ella, desnudas el alma.

Junio de 2003.

2 comentarios:

AiLeoN dijo...

Como siempre hay que valorar o mirar lo positivo de las cosas, pues me alegro que ese día hiciera esa calor tan agobiante, de lo contrario no (o sí) hubieras escrito esos versos tan hermosos de la Luna...

Gracias por compartir este poema.

Un besito

Julia dijo...

Gracias Aileon...
No sé si hubiera escrito mi poema si no hubiera hecho un calor tan sofocante, lo que sí sé es que la Luna significa mucho para mí, es especial.
Gracias a ti por detenerte a leer mi poema.
Un beso.

Julia.