viernes, 25 de julio de 2008

Veinticinco de Julio

Hoy veinticinco de Julio es una fecha muy especial para mí. Es al aniversario de mi boda.
Recuerdo que cuando mis hijos eran pequeños y en este día por la mañana se escuchaban cañonazos me solían preguntar:
Mamá, ¿porqué tiran cañonazos?.
Y yo les respondía de broma:
Porque hace tiempo, tal día como hoy, se casaron papá y mamá y es una forma de celebrarlo en toda España.
Lo sé, era una respuesta un tanto ridícula ya que después les explicaba el porqué de los cañonazos.
Con el paso del tiempo, mis hijos se quedaron, de broma, con el cuento de que los cañonazos sonaban por la boda de su padre y su madre, cosa que me hacía sonreír ya que, en el fondo me gustaba pensar que podría ser por eso, porque nuestro matrimonio era tan importante que necesitaba “cañonazos” para que todo el mundo se enterase de ello.
Hoy en día, entre otras cosas ya no se escuchan cañonazos y hoy, veinticinco de Julio además ha dejado de ser fiesta en muchos lugares de España.
También faltan esos “cañonazos” de celebración de aniversario de boda, así que hoy, veinticinco de Julio es un día tristemente especial.
Buenas noches amigos.
Julia.

4 comentarios:

AiLeoN dijo...

No hay nada ridículo si con ello se dibuja una sonrisa en los labios...

Te mando un beso,
Aileon

Julia dijo...

Por supuesto que no hay nada ridículo una dibujar una sonrisa en los labios de un niño.
Pero este día, al día de hoy, es triste y no dibuja ninguna sonrisa en ninguno de nuestros labios.

Un beso, Julia.

AiLeoN dijo...

Lo siento muchísimo.

Un beso

Julia dijo...

No te preocupes, todo necesita su tiempo.
Un beso y gracias por seguir ahí.

Julia.